Portada > Noticias

Teatinos Claros de Cuba 2014 de Bodegas Purísima Concepción, ganador absoluto de Champions Wine 2018

concursosdevino.com

Este tinto con crianza procedente de la Denominación de Origen Ribera del Júcar se ha alzado con el reconocimiento más prestigioso otorgado a los  vinos ganadores en Concursos, imponiéndose en la ronda final a otros excelentes y galardonados vinos.

El Salón Vinoro 2018 Otoño, celebrado en Madrid el pasado 5 de Noviembre, acogió las catas correspondientes a la ronda final de Champions Wine 2018. Este Concurso de calidad de vinos, organizado por Alamesa Wine & Beer Action Marketing, apuesta de nuevo por enfrentar cara a cara a los mejores vinos actuales, aquéllos que han sido previamente premiados en otros certámenes. De esta manera, el certamen otorga el título de mejor vino del año al que logre imponerse al resto de participantes tras unas exigentes rondas eliminatorias y una disputadísima fase final.

Una treintena de profesionales del sector y periodistas especializados, organizados en diferentes sesiones y paneles de cata a lo largo de la jornada, se encargó de juzgar y puntuar en formato de cata ciega los 80 vinos clasificados para la final tras superar las duras rondas previas. Como resultado de sus valoraciones se obtuvo el medallero final de Champions Wine 2018, el cual cuenta con un ganador de la edición y vencedores en cada una de las diferentes categorías del certamen, reconociendo así a estos vinos como los mejores entre los mejores del momento.


En esta ocasión, el ganador absoluto de Champions Wine 2018, encuadrado en la categoría de tintos con crianza hasta a 12 meses y con mejor puntuación total en la ronda final, fue el Teatinos Claros de Cubas 2014 de la bodegaPurísima Concepción. Este vino toma así el relevo del Altos R Pigeage de Altos de Rioja Viticultores, vencedor absoluto en la edición anterior del Concurso. Desde este momento, este gran vino de la D.O. Ribera del Júcar podrá lucir orgullosamente el distintivo que le acredita como el mejor de este año. Se demuestra así que la calidad en el sector no se reduce a los grandes grupos vinícolas o a las más pujantes Denominaciones de Origen, pues el vino mejor valorado de 2018 procede de una de las conocidas como Pequeñas Denominaciones de Origen nacionales atendiendo a sus volúmenes de producción.


Este hecho se puede contrastar observando el medallero del resto de categorías. A excepción del grupo de Vinos Rosados, en el que ninguno de los vinos que alcanzó la ronda final logró superar la puntuación mínima exigida para obtener galardón, quedando por tanto desierta la categoría, en el resto de categorías se puede observar una gran diversidad de orígenes y procedencias. Así, todos los vinos premiados en la fase final proceden de Denominaciones de Origen e Indicaciones Geográficas diferentes, incluyendo Ribeira Sacra, Cava, Navarra, Rioja, Vinos de la Tierra de Castilla, Valencia, Málaga y Ribera del Júcar. Queda patente por lo tanto que la calidad del vino en nuestro país no conoce de fronteras ni procedencias, elaborándose excelentes vinos en prácticamente todos los rincones del país.
 


Entrando en detalle respecto a los vinos ganadores en cada una de las categorías, el vencedor dentro del grupo de Vinos Espumosos fue el cavaMasía Segle XV de Cavas Rovellats, bodega que repite sus éxitos de la pasada edición y se alza de nuevo como una de las mejores productoras de vino con burbuja a nivel nacional. En la categoría de Vinos Blancos Jóvenes, el vino mejor puntuado fue el gallego Almamadre de Alma das Donas, mientras que el galardón para el mejor Blanco con Crianza fue a parar al Unsi Terrazas White de Anecoop Bodegas.
 


Respecto a los vinos tintos, el mejor Tinto Joven resultó ser el Mocete de la riojana Bodega Nuestra Señora de Vico, el premio al mejor Tinto con hasta 12 meses de barrica fue a parar al Tiento de Carrascas Cabernet Sauvignon-Merlot de Agrícola Carrascas, y el galardón al mejor Tinto con más de 12 meses de crianza recayó en el Venta del Puerto Nº 18 de Anecoop Bodegas. Por último, el mejor vino dulce del año ha sido el malagueño Primera Intenciónde Bodegas José Molina.
 


El altísimo nivel de los participantes en esta edición queda de nuevo demostrado por las elevadas puntuaciones otorgadas por los jurados en la ronda final, resultando realmente complicado alzarse como vencedor absoluto del año en cada una de las diferentes categorías. Así, todos estos vinos podrán presumir de haber demostrado con creces su excelencia en uno de los Concursos de vino más exigentes del panorama nacional, donde han sido galardonados como los mejores entre los mejores, los vencedores indiscutibles en su categoría.

Tags
Up Go back
Design and Development web Im3diA comunicación
Facebook Twitter Instagram

This site uses and third-party cookies to improve our services and enhance your navigation. If you continue to browse, consider accepting our cookies policy